El Cabildo aprueba subvenciones para paliar el impacto económico de la crisis sanitaria en autónomos y microempresas

El Cabildo de Gran Canaria ha aprobado la convocatoria de subvenciones destinadas a paliar el impacto económico que la crisis sanitaria derivada de la Covid-19 está teniendo en los trabajadores autónomos y microempresas con domicilio fiscal y actividad económica o profesional en Gran Canaria.

Concretamente, podrán beneficiarse de este paquete de subvenciones, que cuenta con un presupuesto de 11,5 millones de euros, los autónomos y microempresas que hayan visto suspendida su actividad económica durante el estado de alarma, o que hayan sufrido una reducción de al menos el 40% de su facturación en el mes de abril de 2020, en comparación con el mismo mes del año anterior.

La cuantía de la subvención será de 1.000 euros a cada autónomo o microempresa, cantidad que se abonará en un único pago, una vez publicada la correspondiente resolución de concesión de subvención.

Por otro lado, la Institución insular ha firmado un convenio de colaboración con la Cámara Oficial de Comercio, Industria, Servicios y Navegación de Gran Canaria, por un importe de 430.000 euros, por el que la entidad gestionará y tramitará la concesión de dichas subvenciones.

En ese sentido, los interesados dispondrán de 30 días naturales para presentar sus solicitudes y el resto de documentación requerida, a través de la sede electrónica de la Cámara Oficial de Comercio, Industria, Servicios y Navegación de Gran Canaria (es necesario que se disponga de un certificado digital).

¿Quién puede solicitar las subvenciones?

Los beneficiarios podrán ser las personas físicas (autónomos) o jurídicas (microempresas) que no tengan participaciones en otras empresas ni cuenten con participación de ninguna otra empresa, o que tenga participaciones o esté participada en menos del 25% del capital.

Las personas físicas autónomas sin asalariados deberán tener una base imponible en la declaración de la renta de las personas físicas del año 2018 igual o inferior a 50.000 euros. En el caso de personas físicas autónomas con asalariados, y de microempresas, el volumen de negocios anual correspondiente al año 2018, debe ser igual o inferior a 500.000 euros.

Además, los solicitantes de estas subvenciones deberán estar al corriente con la Hacienda estatal, la Hacienda autonómica y la Seguridad Social; los autónomos deben estar en situación de alta en el RETA, como mínimo, durante el primer trimestre del año 2020, y las microempresas, deben estar inscritas en el Régimen General de la Seguridad Social, como mínimo, durante el mismo período.

También deben tener el domicilio fiscal, además de actividad económica o profesional y, en su caso, el centro de trabajo en la isla de Gran Canaria y desarrollar su actividad en alguno de los códigos de la CNAE-2009, quedando expresamente excluidas las actividades que se encuentren en alguno de los códigos CNAE-2009 que pueden consultarse en la convocatoria.

Para más información, consulta la convocatoria publicada por el Cabildo de Gran Canaria o accede a la sede electrónica de la Cámara de Comercio de Gran Canaria.